MAR. 23 JUN. 2020

Pequeña Gran Resiliencia

25 de agosto del 2014, Twitch es comprado por Amazon por $970 millones de dólares. La plataforma de streaming enfocada a videojuegos parece ser la idea más absurda en el papel. Después de todo, los videojuegos no parecen ser un medio para consumir pasivamente—los hermanos menores de todo el mundo lo han comprobado. Y sin embargo, de alguna manera, esto es un hit.

Pero este camino no resultó sencillo. Twitch comienza en 2007 como Justin.tv, en el que su fundador, Justin Kan transmitía 24 horas su vida privada. Sin tener un gran éxito, pero el equipo teniendo una plataforma de streaming de video en sus manos, abren al público la posibilidad de hacer sus propias transmisiones. Eventualmente ven el éxito en la categoría videojuegos y el resto es historia.

En agosto de 2016, Microsoft adquiere Beam y el siguiente año lo renombra Mixer y se perfila para ser un duro competidor de Twitch; después de todo, no es solo una marca como Microsoft, sino una plataforma como Xbox que puede lograr una mejor sinergia, integración y experiencia justo al público que están buscando. Hace un año los esfuerzos parecen redoblarse con el contrato exclusivo del streamer más popular del planeta: Ninja. El precio ronda los $30 millones de dólares—ciertamente Mixer está listo para encarar una batalla por muchos años, cierto?

Ni un año después de la tremenda inversión, Mixer anuncia ayer que abandona la lucha y transicionará sus usuarios hacia Facebook Gaming.

Cuando una empresa grande se decide por hacer un proyecto nuevo, las expectativas son mayúsculas, las inversiones millonarias y los recursos masivos. Aparentaría que están destinadas a ganar, pero su tamaño y burocracia las termina matando en la mayoría de los casos.
Las empresas pequeñas jamás ganarán por músculo a un gigante—lo harán por resiliencia. Twitch sobrevivió siete años antes de su adquisición, pero sin problema pudo haber seguido siete años más y habría logrado ser un éxito. Mixer no pudo sobrevivir ni la mitad de tiempo, pese a todo el respaldo que tuvieron.

En el panorama empresarial, las desventajas más grandes pueden también ser las ventajas más importantes. La paciencia y la resiliencia de la visión fue un lujo que Microsoft no se pudo tomar al ver que el éxito no fue exponencial. El resto de nosotros podemos seguir adelante con pequeños triunfos acumulativos.

P.S. Cómo el COVID ha cambiado el panorama de marketing (Empieza en 16:50) Una breve entrevista que tuve con XM la semana pasada acerca del marketing, la pandemia y cómo enfrentarla creativamente.

Pequeña Gran Resiliencia fue escrito por @rafael_soto_ el día martes 23 de junio de 2020 a las 9:12 a. m.

Este post fue etiquetado: negocios noticias videojuegos tecnología reflexión

18 años haciendo sitios web

Sabemos una o dos cosas acerca de cómo posicionar tu negocio en internet. Hablemos.

Comentarios

Agrega tu comentario

Nota: Comentarios deshabilitados temporalmente, disculpen las molestias.