VIE 15 MAY 2015

Yaxi Me Extraña

Esta semana recibí un interesante correo por parte de Yaxi:

No recuerdo la razón por la cual preferí Yaxi por encima del ya popular Uber. Tal vez no quería experimentar, o Uber me parecía más caro. Usé Yaxi un par de veces, y mientras no me puedo quejar de la experiencia, simple y sencillamente fue buena a secas: prometían llevarme a algún lugar, lo cumplieron. Recuerdo haber buscado la forma de facturar el viaje, pero no lo encontré.

Luego, probé Uber, cuya aplicación es de una calidad muy superior, visualmente y en cuanto a funcionamiento. Sus conductores son más amables, las unidades no son las mismas de siempre, yo mismo puedo elegir la música y el precio es menor al de un taxi, y se siente mayor seguridad. Mejor servicio, más seguro y a menor precio? No hay duda de la razón por la cual uno le tema al otro.

Ahora Yaxi, literalmente, está pidiendo perdón y se está intentando adaptar al mercado, que ha empezado a exigir más a menor precio. Creo en la frase de no arregles lo que no está descompuesto, y eso precisamente fue lo que hicieron los taxistas. Excepto que algo estaba muy descompuesto, sólo que no existía una competencia en nuestro país, pero se veía venir desde hace un par de años. En cuanto llegara, todo iba a cambiar.

Y es entonces cuando los taxistas se reúnen y reclaman al gobierno acerca de la presunta ilegalidad de Uber. De su capacidad de congregación no hay ninguna duda, la pregunta es por qué no se organizaron para brindar un mejor servicio, a un menor costo y con mayor seguridad? Si alguien más lo pudo hacer, no me cabe la duda que ellos habrían podido.

Otro ejemplo: Netflix rompió paradigmas y puso en bancarrota a la industria de la renta de películas. Conforme fue creciendo se encontró con un problema: las distribuidoras ya no querían negociar con Netflix, creían que se llevaban la parte más grande del pastel. Y entonces el catálogo se redujo considerablemente. Como consecuencia, las suscripciones también disminuyeron. 
Es cuando Netflix encontró la solución: si el contenido no iba a llegar a ellos, ellos deberían generar el contenido. Y así surge House of Cards, Orange is the New Black, Better Call Saul y una decena de series más.

De pronto, AMC, HBO y todos los demás creadores de contenido se convirtieron en competencia de Netflix. Ted Sarandos, Chief Content Officer de Netflix, en 2013 declaró

The goal is to become HBO faster than HBO can become us

A HBO le tomó dos años, pero lo ha logrado. Primero, reconocieron que un mundo globalizado no puede ser divido por fronteras y entendieron que si sus contenidos no están disponibles para todo el mundo al mismo tiempo, su audiencia lo vería en otro lado. Así que anunciaron que Game of Thrones sería transmitida de forma simultánea en todo el mundo.
En segundo lugar, su plataforma en línea, HBO Go, que ciertamente no tiene el mismo nivel de funcionalidad ni un catálogo tan variado como el de Netflix, pero funciona, y los episodios están disponibles 10 minutos después de que ha terminado la transmisión en televisión.

Volviendo al caso de Uber, podemos hablar todo el día de los aspectos legales: permisos, que la aseguradora cubre un vehículo privado y no uno público, o la falta de regulación para esta empresa, pero lo que es cierto es que el mercado ha hablado, y ese mensaje aterra a los taxistas.

La pregunta para negocios chicos y grandes por igual es si existe la posibilidad de dar un mejor servicio, un valor agregado y una experiencia mejorada, o alguien más tiene que venir a hacerlo?

Yaxi Me Extraña fue escrito por fael el día Viernes 15 de Mayo de 2015 a las 10:12 pm.

Este post fue etiquetado: articulos, opinion, marketing, reflexion, cool.

Comentarios

No hay comentarios.

Agrega tu comentario

Quieres tu avatar? Ingresa con tu cuenta de twitter para comentar.